JUST SMILE

Cuantos de nosotros no hemos tenido el pensamiento alguna vez de: “Todo me está saliendo bien que de seguro algo malo va a pasar pronto”, “no puede ser que todo sea perfecto, seguro las cosas salen mal” o “últimamente he reído tanto que seguro pronto algo me hará llorar”. Mi día a día es una rutina, pero es una rutina que me hace feliz pues tengo un trabajo que me gusta mucho y para mi “extrema” buena suerte, mi equipo de trabajo y todas las personas de la empresa son más que increiiiiibles y les podría arreglar mil IE’s” más, así de increíble! 😛 Hace poco tuve un súper bajón, de esos que te ponen tan triste que solo quieres tirarte a la cama a dormir y dije exactamente una de esas frases… “no podía ser todo perfecto”. Cada vez que tengo una caída me gusta hablar con personas importantes para mí, me gusta pedir sus opiniones y escuchar sus consejos. Esta última vez hice exactamente eso y logré salir de ese estado tan tonto en el que nosotros mismos nos ponemos con nuestra negatividad y aprendí que las cosas malas que nos puedan pasar no nos harán caer o retroceder si nosotros lo vemos como una oportunidad para lograr cosas mejores. Y tal cual me lo dijo esta persona especial “cuando me cuelgues el teléfono SONRÍE, solo sonríe” (ese día hice estas fotos).



Wearing: Blusa – Index, Jean (modificado) – Parada 111, Zapatillas – Stan Smith, Mochila – Marquis.